25n
25N
25N

La 'marca cultural' de València mejora con la dignificación de sus espacios

Desde el cambio de gobierno se han sucedido los cambios en las sedes culturales, así como la designación de nuevos espacios

La 'marca cultural' de València mejora con la dignificación de sus espacios
20/01/2020 -

Cree que el “potencial cultural” de València es “muy grande” y hay que continuar con las políticas para ‘descentralizar’ la cultura y, a su vez, dignificar sus espacios. Es la apuesta de Maite Ibáñez, Concejala de Acció Cultural de València, a quien València Extra entrevistó el pasado septiembre. Una apuesta que ha significado la continuidad de políticas desde el Rialto que llegaron con La Nau, como la apuesta por La Mutant o el reciente anuncio que une regeneración y cultura: un nuevo centro de producción de artes escénicas en el Cabanyal.

Ibáñez, junto a la Vicealcaldesa y Concejala de urbanismo, Sandra Gómez, señaló ayer el futuro ‘artístico’ de las naves ubicadas a pocos metros del Teatre el Musical, en el corazón del barrio marinero. Un espacio de 2.000 metros cuadrados que, de cara a 2024, deberá ser un centro que acoja diversas disciplinar artísticas, tanto para formación como para ofrecer un espacio al sector. Al lado, precisamente, de uno de los teatros que fue referencia de la ‘renovación‘.

El Govern de La Nau finiquitó, en 2017, el contrato de gestión y explotación sobre el recinto con la empresa Crystal Forest. Un proceso en el que la firma tuvo que pagar 325.000 euros por pagos no justificados, y 175.000 por desperfectos. “Una de las herencias envenenadas del anterior equipo de gobierno del PP”, señaló entonces Sandra Gómez. Se apostó, entonces, por una gestión “directa y pública” que, aún con retrasos en el nombramiento de la dirección, ha significado hasta hoy un aumento significativo de los usuarios y usuarias. Es, en palabras de Ibáñez, un “buen ejemplo” porque ha conseguido “conectar con la realidad del barrio y de la ciudad”, al hacer accesible “la cultura de alta calidad y con todo tipo de expresión”. Un cambio de gestión que incluyó, también, una puesta a punto de sus instalaciones.

Maite Ibáñez en La Mutant

Otro ejemplo del cambio cultural en València viene de la mano con La Mutant. Esta sala, ahora conocida como La Mutant de Las Naves, nació tras, de nuevo, volver a la gestión pública de estas. Desde entonces se ha convertido, según el Ayuntamiento de València, en la “sala polivalente” de la cultura valenciana, que es lugar, también, de apoyo durante las obras en el Palau de la Música. Un caso paregut al Escalante de la Diputació, que tendrá su futura sede al Parc Central.

Las obras son siempre elemento de noticia, como el arreglo -a cargo del arquitecto-, del trencadís del Palau de les Arts, cuyo bono atrae cada vez a más gente. Sin embargo son las del Palau de la Música las que más expectación generan. Tras la caída de parte del techo de la Sala Rodrigo, el Ayuntamiento ha aprovechado la intervención para ir “más allá”: se renovará el sistema de climatización para que no ocurra de nuevo el problema del techo, pero también se cambiarán al completo las butacas de las dos salas y mejorará su eficiencia energética. Aunque el Palau depende de la Concejalía de Recursos Culturales, de Glòria Tello, y el resto de espacios de Acció Cultural, de Ibáñez, ambas han coincidido en diversas ocasiones en la necesidad de dignificar los espacios y crear una “marca” cultural para València.

Más información

0 comentarios

0 comentarios

No hay comentarios todavía. ¿Quieres añadir uno?

Escribir un Comentario

Escribir un Comentario

15 + 20 =

Informacion coronavirus
Informacion coronavirus
diputacion covid19
mancomunidad horta sud