25n
25N
25N

Medidas para garantizar el derecho básico de alimentación infantil en situación de vulnerabilidad

Medidas para garantizar el derecho básico de alimentación infantil en situación de vulnerabilidad
21/04/2020 -

El confinamiento establecido como medida para evitar la propagación del coronavirus ha ocasionado un impacto en la población. En España, se estima que la retirada progresiva de las medidas de distanciamiento social empezarán en mayo. Esto significa que los días de encierro continuarán y, pueden traer efectos a corto, mediano y largo plazo.

Se ha registrado una reducción significativa de la actividad física, el uso indiscriminado de dispositivos electrónicos y un cambio en los hábitos alimentarios. El último mencionado es uno de los más preocupantes, ya que el confinamiento también involucra a los más pequeños.

Medidas para garantizar el derecho básico de alimentación

Millones de niños y niñas de todo el mundo se encuentran recluidos en sus hogares. Cuando las condiciones de vivienda no son óptimas, y existe una disminución de la actividad física, aumenta el riesgo para quienes tienen sobrepeso u obesidad.

Por eso, de acuerdo con el Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil, órgano dependiente de la Presidencia del Gobierno, ha dispuesto algunas medidas a las Comunidades Autónomas para garantizar el derecho básico de alimentación de niños y niñas en situación de vulnerabilidad.

Algunas comunidades ofrecerán ayudas económicas a familias mediante vales de compra en supermercados (Comunidad Valenciana), tarjetas monedero (Cataluña) o el adelanto de 15 días del pago del salario social básico (Principado de Asturias).

Alimentación saludable en situación de vulnerabilidad

La obesidad en la infancia puede traer consecuencias a futuro. Según la OMS, la obesidad infantil se asocia a una mayor probabilidad de padecer enfermedades como la diabetes o el cáncer.

El Alto Comisionado contra la Pobreza infantil señala que existe una mayor incidencia de obesidad en los niños en riesgo de pobreza. La tasa de obesidad infantil en la población de cuatro a 14 años se sitúa en el 10.2 %, y en familias con menos ingresos aumenta al 15,9 %.

La razón se debe a que los niños y niñas de hogares con menos ingresos tienen vidas más sedentarias y otros hábitos de consumo: menos frutas y verduras, abundancia de alimentos ultraprocesados y bebidas azucaradas.

Esto puede tener efectos nocivos en la salud. Según la web experta en Nutrición www.guiadesuplementos.es, cada tipo de alimentos cubre necesidades básicas en la infancia, y es fundamental aportar todos los grupos. Los hidratos de carbono, proteínas de origen animal y vegetal, las vitaminas y minerales son nutrientes que no pueden faltar en el menú infantil.

“Los niños y niñas deben tener garantizada una alimentación saludable. Las proteínas intervienen en múltiples funciones del organismo y son indispensables para la formación de tejidos. Los carbohidratos son el combustible del cuerpo ya que cumplen funciones energéticas. Mientras que las vitaminas y minerales son fundamentales para mantener el cuerpo saludable y funcionando adecuadamente”, sostiene.

Más información

0 comentarios

0 comentarios

No hay comentarios todavía. ¿Quieres añadir uno?

Escribir un Comentario

Escribir un Comentario

cinco + 10 =

25n horta sud
CCCC
25n horta sud