25n
25N
25N

El estudio del IVAJ y el Consell Valencià de la Joventut (CVJ) evidencia los efectos de la pandemia en la juventud valenciana

Más del 43,1 % de las personas jóvenes valencianas considera que el confinamiento afectó su salud mental

El estudio del IVAJ y el Consell Valencià de la Joventut (CVJ) evidencia los efectos de la pandemia en la juventud valenciana
24/02/2021 -

“El estudio sobre el impacto de la COVID-19 ofrece una visión realista de cómo la pandemia ha afectado y sigue afectando a la juventud valenciana”, ha indicado el director general del Institut Valencià de la Joventut (IVAJ), Jesús Martí en el encuentro con la presidenta del Consell Valencià de la Joventut (CVJ), Cristina Martínez, transmitido en directo a través de la plataforma Twitch del CVJ.

Martí ha explicado que las respuestas y los testimonios reunidos en el ‘Estudio sobre el impacto de la COVID-19 y la nueva normalidad en la juventud valenciana’ realizado a jóvenes de 12 a 30 años, “ponen de manifiesto que la crisis no es solo económica o sanitaria, sino que también afecta al bienestar emocional” y ha defendido la necesidad de ” conocer las opiniones e inquietudes de la juventud para buscar soluciones”.

En este sentido, Martí ha agradecido al Consell Valencià de la Joventut la colaboración tanto en la realización de la encuesta como en la difusión de los resultados.

Salud mental

El 43 % de las personas encuestadas considera que el confinamiento ha afectado a su salud mental; el 30,4 % son hombres, mientras que en las mujeres el porcentaje se eleva al 54,5 %.

El informe final ofrece datos sobre salud mental, emancipación y ocupación, así como la preocupación de la gente joven ante el contagio o la criminalización de este grupo de edad en los medios de comunicación.

Martí ha reconocido que “estos datos nos permiten adoptar medidas concretas para mejorar la situación” y ha anunciado la incorporación de profesionales de la psicología dentro de la Xarxa Jove que contribuyan al bienestar emocional de la gente joven.

El pasado 12 de agosto se presentaron los primeros resultados de este estudio. En esta ocasión se muestra también la dimensión cualitativa con voces reales como el de una de las encuestadas que afirmó que “desde el primer día me quedé sin trabajo. Fueron 6 meses de estar parada y sin ingresos. Me generó mucha ansiedad, que todavía me dura”.

Emancipación y empleo

El estudio, que además se incorpora al Observatori Valencià de la Joventut (OVJ), evidencia la brecha de género en la emancipación, de modo que el 38,3% de las personas jóvenes ha necesitado ayuda económica puntual, especialmente las mujeres, jóvenes de 18 a 23 años y las personas extranjeras y un 22,2 % ha dejado de ser independiente económicamente.

Asimismo, un 12,2 % de las personas encuestadas afirma que ha tenido que dejar la vivienda en la cual residía y volver a la casa familiar o de uno de sus progenitores.

La crisis ha provocado también un incremento del paro juvenil y que un 25 % de las personas jóvenes valencianas estuvieran en ERTE. Además, un 5,7 % fueron despedidas en el verano de 2020 y el 61,5 % de las personas jóvenes que teletrabajaron han dedicado más horas que en el espacio de trabajo.

El director del IVAJ, Jesús Martí, ha defendido la transversalidad en las políticas de juventud que se ha de reflejar en la ocupación juvenil y en los programas dedicados a la contratación indefinida de las personas jóvenes.

Imagen y conexión de la juventud

La juventud se ha convertido durante la pandemia en el colectivo social más criminalizado de la sociedad y ha sido señalado en muchas ocasiones, como culpable de los contagios.

Los resultados del estudio ofrecen un perfil diferente, casi el 62 % de las personas encuestadas entre 12 y 30 años están preocupadas por el contagio, un porcentaje que se eleva a al 92 % al que preocupa bastante o mucho que se contagie alguien de su entorno.

El teletrabajo, las clases online y la digitalización de las relaciones personales han puesto de manifiesto el desigual acceso a internet en nuestro territorio, de hecho un 33,3 % afirmaba tener mala conexión en internet y un 34,5% de las personas jóvenes hizo un uso compartido de sus ordenadores.

Ayudas en materia de vivienda, precios jóvenes de electricidad, agua o gas, o la creación de zonas de wifi público para facilitar el acceso a Internet entre la población joven son algunas de las peticiones que se desprenden de las respuestas dadas por las personas jóvenes.

Más información

0 comentarios

0 comentarios

No hay comentarios todavía. ¿Quieres añadir uno?

Escribir un Comentario

Escribir un Comentario

2 × cuatro =