25n
25N
25N

Avanzan los planes de la ZAL y, con ello, el cerco a los vecinos de Natzaret

En caso de continuar, se finalizará la conversión de Horta tradicional en grandes naves de marcancías a escasos metros del barrio

Avanzan los planes de la ZAL y, con ello, el cerco a los vecinos de Natzaret
26/09/2019 -

Hasta mediados de los años 80, el barrio de Natzaret tenía cuatro fronteras naturales. Al norte y noreste limitaba con el Cauce Histórico del Turia -que aún conservaba la desembocadura-; al sureste con el mar en la Playa de Natzaret; al este, con la Horta. Casi 40 años después, los vecinos han visto como cambiaba, en contra de su voluntad, el río y la playa por un entorno cerrado del Puerto de València; ya no existe la desembocadura, son tres tubos bajo un muelle.

Ahora, el plan del ZAL, contrario a las asociaciones de vecinos y medioambientales, avanza para transformar lo que en los 80 era Horta productiva y después solares vallados, en unos nuevos centros de mercancías. Estos acabarán por arrebatar, finalmente, otra frontera natural y paisajística al barrio.

El entorno de Natzaret en la década de 1980 y en 2018.

La Autoridad Portuaria de València anunció, mediante una nota de prensa, que ya hay cuatro empresas con ofertas concretas para establecerse en el área conocida como Zona de Actividades Logísticas (ZAL). Un área de Horta histórica que fue expropiada a los propietarios en 1997 para que, 22 años después, sean solares rodeados por un muro.

El plan de la ZAL se encontrará, si se acepta el trámite, en los tribunales; en febrero de este año la asociación de Per l’Horta presentó una denuncia que, esta semana que viene, debería formalizarse. Siete meses que la Generalitat ha tardado en entregar la documentación necesaria. Según detalló Josep Gavaldá, su portavoz, el Tribunal Supremo declaró nulo todo el plan” en 2015. Sin embargo, desde el Govern del Botànic se aprobó un nuevo plan que, sin embargo, no significaba la reversión del espacio. “Podrían haber hecho otro plan, no este otra vez”, lamenta Gavaldà.

Desde el Botànic señalan que “no pueden cambiar” el pasado, por lo que la expropiación de los terrenos a los vecinos de l’Horta y la renaturalización del espacio se descarta. Como contrapunto, redactaron un nuevo plan que mantenía en esencia el anterior pero aborda la creación de “un gran corredor verde” que conecte el Cauce Histórico del Turia con el nuevo y la Albufera. Unos “grandes corredores” que, sin embargo, tendrán una anchura máxima de 30 metros; la Estrategia Territorial de la Comunitat Valenciana señala que la anchura mínima son 500 metros.

Empleo a cambio de Horta

Desde la APV, al resaltar las ofertas de distintas empresas para empezar a trabajar en la ZAL, se resalta el valor en empleabilidad de esto. Las tres empresas cifran en 263 empleos directos la inversión, y en 830 indirectos. “En su proyecto empresarial, QA Pimba -una de las empresas- se compromete a priorizar el empleo a residentes del entorno del ZAL y a desarrollar una política de Responsabilidad Social Corporativa comprometida con su entorno más cercano”, señalan en la nota. Una referencia, aunque sin mencionarlos, a los vecinos y vecinas de Natzaret.

Proceso de conversión de Horta Tradicional en solares para la Zona de Actividades Logísticas (ZAL).

Son 239.000 metros cuadrados los que se están negociando en la actualidad sobre la zona. Algo que desde Per l’Horta esperan que frene la justicia, pues tras ser frenado en 2013 por el TSJCV y en 2015 por el supremo, se encuentra de nuevo a la espera de que se pronuncie la justicia, pero el Puerto continúa.

Más información

0 comentarios

0 comentarios

No hay comentarios todavía. ¿Quieres añadir uno?

Escribir un Comentario

Escribir un Comentario

cuatro × 5 =