caixa popular

El anterior Consell vendió de forma irregular Terra Mítica tras enterrar 200 millones en el parque

El contrato de compraventa, que consistió en cambiar 81 millones por el 22,3% de un euro, se tramitó en 2012 sin la preceptiva autorización del Consell y sin informe de la Abogacía como establece la normativa

El anterior Consell vendió de forma irregular Terra Mítica tras enterrar 200 millones en el parque
13/03/2018 -

El expediente de compraventa de Terra Mítica fue irregular legalmente y desde el punto de vista del procedimiento, según denunció ayer el director de la Sociedad Proyectos Temáticos de la Comunitat (SPTCV), Antonio Rodes. La venta se produjo en 2012 y la gestión del parque de atracciones costó a las arcas públicas cerca de 200 millones de euros.

La venta debería haberse realizado mediante un contrato que exige “mayores controles”. Concretamente, tendría que haber contado con la luz verde de la Abogacía de la Generalitat, y con la autorización del propio Consell, pero ninguno de estos pasos se hizo, según denunció Rodes.

Este es el procedimiento a seguir en “aquellos casos que supongan la compraventa de activos con especial incidencia en el balance de la entidad“, señaló el director de la SPTCV, empresa que gestionaba el parque. “¿Alguien tiene alguna duda de que, en el caso de Terra Mítica, cambiar 81 millones por el 22,3% de un euro no tenía una especial incidencia en el balance de la compañía?”. Además, Rodes ha revelado que en 2007, 2009, 2010 y 2011 “se concedieron préstamos a la sociedad sin el correspondiente informe de Abogacía”.

Antonio Rodes comparece en les Corts Valencianes

200 millones enterrados en Terra Mítica

La pérdida total de la Generalitat, a través de SPTCV en Terra Mítica, fue de 81 millones (69,4 de aportaciones al capital más 11,4 de quita). Todo ello, sin contar los 140 millones que costó la expropiación y urbanización de los terrenos colindantes. De éstos, se han recuperado 24,5 millones por la venta de terrenos en el Pedui Benidorm-Finestrat, con lo que la pérdida en Terra Mítica a través de la SPTCV asciende a los 200 millones.

Según informó Rodes, la Generalitat ha puesto recursos financieros en la SPTCV desde su creación por valor de 1.201 millones de euros hasta el 31 de diciembre de 2015. En el último balance realizado por el actual Consell, la Sociedad contaba con un valor de 214 millones, lo que supone que había perdido 987 millones de euros desde su creación.

El actual director de la SPTCV calificó de “errático” el desarrollo de la sociedad durante la anterior etapa, y destacó “la desmesura y el descontrol de los recursos financieros” en la gestión del Consell del Partido Popular. “No hay un sector de la producción, por amplio que éste sea, capaz de integrar su currículum”, sentenció. “Tampoco hubo coherencia en su propósito ni en su finalidad. Es más que dudoso que alguien pueda encontrar, una vez asumida la ruina financiera, rentabilidad social en los escombros de un balance histórico tan calamitoso”.

Antonio Rodes ha realizado, según sus propias palabras, una análisis “lo más riguroso posible” de la actividad de la sociedad y de sus empresas filiales y participadas desde su creación, desgranando las operaciones que la han llevado a estar prácticamente en quiebra técnica. Los datos son reveladores ya que reflejan que de esos 1.201 millones, se destinaron 576 millones a constituir inmovilizado material y 655 a sufragar costes de la matriz, filiales y participadas.

Terra Mítica

“El 52% del dinero fue a pérdidas”

Las conclusiones que extrajo Antonio Rodes revelaron que “el 52% del dinero de la SPTCV fue a pérdidas y el 48% a inversiones tangibles y materiales, las cuales en muchos casos tenían un dudoso beneficio social”.

De entre los gastos de la SPTCV destacan inversiones asociadas a Terra Mítica, por un valor de 255 millones de euros, pero también en la Ciudad de la Luz (398 millones), en la Fórmula 1 entre 2009 y 2011 (72 millones), en los aeropuertos de Castellón y de Torrevieja (77 y 54 millones) o en la Volvo Ocean Race (50 millones).

Además de estas inversiones, en los ejercicios que van desde 1996 a 2004 no existe contabilidad que pueda imputarse a proyectos en Pérdidas y Ganancias, yendo todo a Gastos Generales. “La alegría inversora desplegada por la sociedad en los momentos de bonanza siguió un repentino parón en los momentos duros de la crisis lo que se tradujo en la paralización o empantanamiento de varios proyectos, lo que supuso un grave perjuicio para los ciudadanos”, aseguró Rodes.

Por eso, aseguró que “alertado por la trayectoria”, el Consell del Partido Popular decidió liquidar la SPTCV, “produciendo una serie encadenada de conflictos entre las distintas administraciones de la Generalitat por causa de los derechos, obligaciones, proyectos y pleitos. Sin duda, un coherente colofón a una trayectoria tan singular”.

Sin embargo, al llegar el nuevo Consell, la primera decisión “fue rescatar a la SPTCV del corredor de la muerte”, en palabras de Rodes. Para ello “era necesario limpiar los problemas de la compañía dentro ella sin trasladarlos a otras administraciones”, así que “se llevó a cabo el saneamiento de los estados financieros de la sociedad“.

Etiquetas

Más noticias

0 comentarios

0 comentarios

No hay comentarios todavía. ¿Quieres añadir uno?

Escribir un Comentario

Escribir un Comentario

quince − 8 =

90s love u
corts valencianes
ruta tapa del puig